Bienvenidos

Povea
Panaderia & Snack

Nuestra Historia

Povea- Panadería Snack tiene el corazón cusqueño y nace en el año 2008, cuando aún eran niños Germán y Flavia Povea Díaz, principal inspiración de Ursula Díaz Luque, una mujer emprendedora que ha logrado que la empresa crezca en estos diez años de la mano con sus colaboradores, quienes también pertenecen a esta gran familia, Povea- Diaz.

Actualmente se cuenta con una planta de producción en Huancaro y con cinco puntos de venta, distribuidos estratégicamente en la ciudad de Cusco: Magisterio, frente al mercado de Ttio, Plazoleta de Limacpampa Grande, Urb. Huancaro, Calle Ayacucho. Deseamos seguir compartiendo nuestra tradición panificadora y pastelera con el público cusqueño y el mundo

Desayunos

Reserva hoy!

Reservas

Antecedentes y tradicion del pan Cusqueño

Las distintas festividades sociales y religiosas en la ciudad de Cusco tienen como principal característica la asociación directa con la gastronomía. Una de estas importantes ramas de nuestro patrimonio gastronómico, son los panes elaborados de acuerdo al calendario  festivo de Cusco. Así tenemos, la dulces empanadas, los suspiros, maicillos y condesas de Semana Santa, en el mes de abril, las T´anta wawas o “wawas de pan” del día de los vivos y de los muertos, en el mes de Noviembre. También podemos hacer referencia al Pan Hurk´a como un símbolo de la vigente reciprocidad andina en los cargos religiosos.

En la época de nuestros antepasados: los inkas, los primeros panes que se consumían eran elaborados en base al Maíz o “sara” en quechua, que era el producto alimenticio más importante de los pobladores. Es así como se distinguen tres productos antecesores al pan actual: T´anta, la Huminta y el Zancu.

El T´anta es el pan de consumo masivo. La Huminta, era el pan de maíz designado para las fiestas, en su preparación se utiliza la harina de maíz tierno envuelta en la panca u hoja de maíz con que se hierve. Hoy es conocida como Humita o el Tamal. Mientras que el Zancu era un bollo que se preparaba moliendo los granos de Maíz en el batán (Patrimonio de la Gastronomía Peruana), luego se cocinaba en agua, posteriormente se incorporaba la sangre de llamas blancas, denominándose así “yawar zancú”. Ambos zancus se compartían en las festividades de Guarachico (mes de diciembre) y Sitwa (mes de agosto y septiembre).

Los panes en Cusco, guardan una gran tradición cultural, así mismo resguardan una historia de sincretismo a través de los sabores andinos y coloniales.

Nuestros Locales